aguila

Textos y fotografía: Carlos Vermeersch Santana | www.carlosvphotography.com | Instagram @carlosvphotography

El águila pescadora –o guincho, como se conoce en Canarias– es un ave rapaz casi cosmopolita. En el pasado, fue común por gran parte del territorio español, pero ahora sólo nidifican en las Islas Chafarinas, Baleares y Canarias, después de haber sufrido un fuerte declive por el que incluso ha dejado de criar en la España peninsular.

Hay cuatro subespecies, la que está presente en España es P. h. haliaetus. Fue tan abundante y característica que ha dejado su testimonio en la toponimia del litoral canario, lugares donde ahora está totalmente ausente. La escasez del águila pescadora revela el precario estado de las costas canarias. Actualmente, unas 12 parejas se refugian en los acantilados costeros más intactos, donde único están a salvo de la actividad humana. No obstante, estas aves pueden vivir en una amplia variedad de ambientes, aunque siempre de carácter acuático, ya que se alimenta exclusivamente de peces. Es un ave rapaz de mediano tamaño, con una combinación de blanco en las partes inferiores y marrón en las superiores, que se extiende hasta el pico dibujando una banda facial. Su reclamo es un “puí” silbante. Las alas son estrechas y muy largas, mantenidas en el vuelo de forma angulada. Está especialmente bien adaptada para cazar peces. De hecho, su nombre específico latino procede de su nombre griego antiguo ᾰλ̔ ῐᾱέ τος (haliāé tos), de ᾰλ̔ ́ ς (háls, “mar, sal”) y ᾱ̓ετός (āetós, “águila”). Sus patas gris-azuladas están provistas de garras muy curvadas y escamas que le ayudan a sujetar su presa.

El agarre es tan efectivo, que en ocasiones no puede soltar un pez que le resulta demasiado pesado. A menudo se cierne sobre el agua, y cuando localiza un pez se lanza sobre él con sus patas extendidas hacia adelante, llegando a veces a zambullirse por completo. Durante estas inmersiones, es capaz de cerrar sus fosas nasales para evitar la entrada de agua. En primavera se realiza el cortejo, que consiste en vuelos acrobáticos sobre la hembra que observa desde el nido, construido con palos en árboles o cortados rocosos. Se de por vida, y suelen reutilizar el nido todos los años. La hembra incuba de 2 a 3 huevos durante 5 semanas, mientras que el macho aporta las presas. Los pollos son volanderos unos 2 meses después de la eclosión.

Después del comienzo de un programa de reintroducción en Cádiz y Huelva, las poblaciones andaluzas están en aumento.
Canarias por otro lado, podría tener grandes áreas con hábitats adecuados para estas águilas, pero no las están ocupando, debido a la presencia humana concentrada en las costas canarias.

Nombre científico: Pandion haliaetus
Familia: Pandionidae
Otros idiomas:
EN: Osprey,
NL: Visarend,
FR: Balbuzard pêcheur,
DE: Fischadler
Longitud: 52-60 cm
Envergadura: 152-167 cm
Fenología: Nidificante
Hábitat: Acantilados costeros poco accesibles
Estado de conservación: Preocupación menor, localmente amenazado
Distribución: El Hierro, La Gomera, Tenerife, Lanzarote

CategoriesSin categoría